El ministro de la Secretaría de Desarrollo Social (SEDESOL), José Carlos Cardona, por instrucciones de la Presidenta Xiomara Castro representó al Gobierno de Honduras en el lanzamiento de “School Meals Coalition” (Coalición Mundial por la Alimentación Escolar), una iniciativa global para el fortalecimiento de la alimentación escolar. Dicho lanzamiento fue hecho en la ciudad de Helsinki, Finlandia.

Esta es la primera reunión ministerial de la Coalición de Alimentación Escolar Mundial, que impulsa la expansión de programas de alimentación escolar sostenibles para garantizar la seguridad alimentaria de las niñas y niños del mundo, además de apoyar a los pequeños agricultores y las economías locales expandiendo las oportunidades del desarrollo de microempresas, fortalecimiento de la cohesión social y la participación oportuna del Estado. 

“Nuestra participación en representación del Gobierno de Honduras y de la SEDESOL, en el lanzamiento de la “School Meals Coalition”, atiende el discurso de nuestra presidenta Xiomara Castro en el Foro Mundial de Alimentación, de la Organización de las Naciones Unidas para la Alimentación y la Agricultura (FAO), Roma. Hemos insistido en la necesidad de aumentar los fondos internacionales para alimentación escolar, dirigidos a países que, como el nuestro, necesitan apoyo para el fortalecimiento del desarrollo social y grupos e infancias vulnerables”, manifestó el ministro José Carlos Cardona.

Cabe resaltar que esta iniciativa incluye a 73 países a nivel mundial de los cuales Honduras es miembro y más de 70 organizaciones asociadas, que en consonancia con el renovado programa integral de Alimentación Escolar de la Presidenta Xiomara Castro a través del Programa de Acción Solidaria (PROASOL) y la SEDESOL, se estará brindando para el término del año 2022, una cobertura de 1,329,522 niños y niñas matriculados los niveles educativos de básica y pre básica en el sistema nacional de educación pública de Honduras.

“Hemos logrado cubrir 262 de 298 municipios en todo el país, en 16 departamentos de 18 que tiene Honduras, y hemos logrado abarcar más de 21,000 centros educativos con una inversión de 30 millones de dólares priorizando la educación preescolar y la educación básica, que es del primero a noveno grado”, expresó el ministro Cardona en la reunión ministerial en Helsinki.

El Programa Nacional de Alimentación Escolar en Honduras, es adscrito al PROASOL en su artículo 8 del Decreto Ejecutivo PCM-20-2022, que le da vida a este programa y que expresa que, en aplicación al artículo 2 del Decreto Legislativo No. 125-2016, dicho programa mantiene independencia financiera, con el objetivo de proporcionar a niñas y niños matriculados en básica y pre básica y progresivamente en educación media del país, una ración diaria de alimentación nutritiva y complementaria. Dicha ración se entrega en coordinación con el Programa Mundial de Alimentos (PMA).

De esta manera, el Gobierno de la República genera alianzas estratégicas que fortalezcan los programas nacionales y fomenten el desarrollo del país, priorizando las poblaciones más vulnerables, como parte del Plan de Gobierno Bicentenario para refundar Honduras. 

A continuación, el discurso íntegro del ministro José Carlos Cardona en la Reunión Ministerial de la Coalición de Comidas Escolares en Helsinki, Finlandia.

Gracias al Programa Mundial de Alimentos (PMA) y al Gobierno de Finlandia por darnos este recibimiento y permitirnos ser parte de esta Coalición Mundial para la Alimentación Escolar. En efecto, ha sido un trabajo enorme el que se ha hecho desde que asumimos el nuevo Gobierno de Honduras y el retorno a la democracia en una coyuntura marcada por algunos hechos históricos, como tener a la primera mujer presidenta en la historia del país, en 200 años. 

Una de las cosas que discutíamos cuando iniciamos el Gobierno el 28 de enero de este año, fue cómo íbamos a hacer para retornar a la democracia hacia los sectores más vulnerables y cómo íbamos a hacer para que la gente vuelva a creer en la institucionalidad pública. Y nos topamos con una realidad terrible, 12 años de gobiernos autoritarios de lo que denominamos la Narco-dictadura, destruyeron por completo la protección social y los abordajes que se hacían a los grupos vulnerables. 

Teníamos tres años de no estar dando una merienda escolar integral, en todo el país y en la pandemia. Nuestra cuarentena fue una de las más largas del mundo, más de dos años en los que 2.2 millones de niños no fueron a la escuela y esto era un enorme reto. En 12 años no se construyó ni se reparó ni una sola escuela en Honduras, tenemos 12,000 escuelas en ruinas. Entonces el reto era cómo hacer que los niños vuelvan a la escuela y la presidenta Xiomara Castro dijo “Hay que darles merienda escolar”. 

Iniciamos las pláticas con el Programa Mundial de Alimentos y podemos venir aquí hoy a decirles que hemos logrado cubrir 262 de 298 municipios en todo el país, en 16 departamentos de 18 que tiene Honduras, y hemos logrado abarcar más de 20,000 centros educativos y se priorizó dar alimento a la educación preescolar y la educación básica, que es del primero a noveno grado. 

Hay 19,516 centros con ración completa y 100% de ellos con fondos del Gobierno. Hemos invertido 30 millones de dólares para darle de comer a 1,325,000 (Un millón trescientos veinticinco mil) niños y niñas. Y también estamos en la construcción de una Política de Alimentación Escolar con asistencia de la FAO. Y estamos también viendo cómo logramos la universalización antes de que termine nuestro Gobierno dentro de tres años.

Estamos contra el reloj en una batalla que nos ha costado mucho, por el hecho de que el primer año siempre es el más difícil y luego de venir de una etapa de mucho autoritarismo y abandono de la protección social, ir y poner un plato de comida en la mesa a cada niño en las escuelas, en todo Honduras, era un enorme reto que asumimos. 

Tenemos dos departamentos que no están conectados por tierra al país. Uno es el departamento insular de las Islas de la Bahía y el otro es el Departamento Gracias a Dios que es la famosa mosquitia hondureña, una selva tropical y gigantesca. Y esos fueron los dos primeros departamentos cubiertos por primera vez en la historia del país y desde que existe el Programa de Merienda Escolar de 1998.

La gente se ha ido empoderando de la merienda y podemos narrar algunos ejemplos. Hace dos semanas mi país fue golpeado por el huracán Julia, un huracán que golpeó fuertemente la costa norte del país y una de las opciones que se plantearon en la mesa fue utilizar la existencia de la comida que existía para la merienda escolar en las escuelas en la emergencia del huracán y los padres de familia en todas las zonas afectadas inmediatamente alzaron la voz de alarma diciendo, que no toque la comida de los niños, porque gracias a la merienda escolar, pues hemos logrado que nuestros niños vuelvan a la escuela y que se sientan seguros asistiendo a clases todos los días.

 Vamos a pasar esta emergencia, va a bajar el agua, va a bajar la inundación, pero la comida debe seguir ahí porque los niños la necesitan. Ese nivel de protección, ese nivel de prestigio que la gente le está dando y de confianza que la gente está poniendo en la merienda. Nos hablan mucho, no solo de la enorme vulnerabilidad que tenemos como país, sino también del enorme compromiso que debemos adquirir para que este programa no solo sea un éxito en el nivel sostenible, sino que también sea un programa, que pueda mantenerse hasta llegar y lograr la universalidad en todo el territorio nacional. 

La meta es llegar de 1,325,000 (Un millón trescientos veinticinco mil) niños y niñas que tenemos cubiertos, a los 2.2 millones en total que tiene el Sistema Educativo Nacional Público de Honduras.

¡Gracias! 

Categorías: Noticias