Tegucigalpa, Representantes de la Secretaría de Desarrollo Social, SEDESOL participaron en el taller «Abordaje de la Conflictividad Agraria con Enfoque de Género y Derechos Humanos” realizado por la Secretaría de Derechos Humanos (SEDH) y la Oficina del Alto Comisionado de las Naciones Unidas para los Derechos Humanos en Honduras, OACNUDH, en coordinación con la «Mesa Nacional Interinstitucional de Prevención y Abordaje de Conflictos Sociales».


Para el gobierno de la Presidenta Xiomara Castro, los Derechos Humanos, son tema prioritario y representan el fundamento de su “Programa Bicentenario de Gobierno”. La orden de la mandataria desde el inicio de su gestión ha sido abordar las distintas conflictividades desde el diálogo multisectorial con un enfoque integral.


Una de las grandes problemáticas heredadas es la conflictividad social que a raíz del Golpe de Estado tuvo una respuesta represiva y violenta. Bajo este contexto, la «Mesa Nacional Interinstitucional de Prevención y Abordaje de Conflictos Sociales», reúne a todos los actores institucionales para brindar respuestas a las problemáticas trabajando de forma articulada.


El rompimiento del orden constitucional profundizó la conflictividad agraria en Honduras. El acceso a la tierra sigue siendo una de las principales demandas de las campesinas y campesinos en el país, debido a la desigual distribución de la tierra, que en su mayoría está en manos de terratenientes y transnacionales.
En ese sentido, la Ministra de Derechos Humanos, Natalie Roque expresó que, “todas las instituciones representadas, son las que pueden dar respuesta integral desde el ámbito de su competencia a todos los conflictos territoriales”.


Por otra parte, Juan Carlos Betancourt, consultor de la OACNUDH en materia de tierras, señaló que, «están encontrando que hay una mayor receptividad y voluntad de abordar los temas. No puede haber una solución a los conflictos agrarios en Honduras si el Estado no tiene una voluntad garante de los derechos humanos y de las poblaciones que pueda servir como mediador en los los conflictos».
Desde la Secretaría de Desarrollo Social, SEDESOL, a través de la “Dirección de Coordinación Intersectorial”, se busca crear estas sinergias y establecer rutas interinstitucionales, y construir alternativas de solución a conflictos de derecho al acceso a la tierra de las poblaciones indígenas y afro hondureñas campesinas.


La abogada Kimberly Andino, del equipo de la Dirección General de Coordinación Intersectorial, dijo que “nuestra dirección tiene vínculos intersectoriales para coordinar proyectos, programas, acciones y políticas públicas para reducir las violaciones de derechos humanos, creando mecanismos de fortalecimiento en beneficio a los grupos con mayor vulnerabilidad”.


Desde el golpe de 2009, tras años de retroceso en materia de derechos, el gobierno humano y solidario que preside la primera mujer en la historia Honduras, reafirma su compromiso de adoptar reformas que brinden una mayor protección para los derechos fundamentales de todas y todos los hondureños.
La «Mesa Nacional Interinstitucional de Prevención y Abordaje de Conflictos Sociales», está integrada por la Secretaría de Gobernación, Justicia y Descentralización, la Secretaría de Derechos Humanos (SEDH), Comisionado Nacional de los Derechos Humanos (CONADEH), la Secretaría de Seguridad y la Secretaría de Defensa Nacional. La misma también tiene el apoyo del Programa de las Naciones Unidas para el Desarrollo (PNUD), Alcaldía Municipal del Distrito Central, Instituto Nacional Agrario, Oficina del Alto Comisionado de Derechos Humanos en Honduras, Instituto Nacional de Estadística y Procuraduría General de la República.

Categorías: Noticias