letras desesol azules con líneas rojas

La Presidenta Xiomara Castro inaugura planta potabilizadora de agua en San Francisco de Becerra, Olancho

San Francisco de Becerra, Olancho, 08 febrero de 2024. Para mejorar las condiciones de vida de pobladores del Municipio de San Francisco de Becerra, en Olancho, la Presidenta de la República, Iris Xiomara Castro, ha inaugurado planta potabilizadora y tanque de almacenamiento de agua, acompañada del Ministro de la Secretaría de Desarrollo Social (Sedesol), José Carlos Cardona, proyecto que beneficiará a casi siete mil habitantes.

La nueva obra del Gobierno del socialismo democrático tiene un costo de 12.7 millones de lempiras que provienen de fondos nacionales. Es el resultado de la firma de un convenio de cooperación entre la Secretaría de Desarrollo Social (SEDESOL) con la Asociación Agua para el Pueblo (AAP).

La planta potabilizadora tiene capacidad para tratar 36 litros de agua por segundo, mientras que el tanque puede almacenar hasta 50 mil galones.

La mandataria expresó que esta obra “es una bendición para el pueblo porque significa darle salud” y luego destacó que San Francisco de Becerra será un ejemplo con este proyecto para el resto del país.

La obra “refleja también el interés y la importancia de mi gobierno de poder llevar -no solamente la atención en salud- sino también la prevención”, refirió la titular del Ejecutivo.

“Este gobierno que me honra en presidir, como la primera mujer, está haciendo transformaciones en Honduras”, resaltó.

Por su parte, el ministro de la Secretaría de Desarrollo Social, José Carlos Cardona, expresó sobre la importancia de este proyecto. “La construcción de esta planta responde a la necesidad apremiante de mejorar la calidad de vida de los habitantes de San Francisco de Becerra, brindando acceso a agua potable segura y reduciendo el riesgo de enfermedades relacionadas con el consumo de agua contaminada”.

La planta potabilizadora marca un hito en la búsqueda de soluciones eficaces para las comunidades vulnerables.

La planta “Agua Clara”, un modelo innovador y sostenible, se distingue por su uso eficiente de recursos, prescindiendo de energía eléctrica en su proceso de tratamiento. “Este proyecto piloto, en colaboración con la Universidad de Cornell y Agua Para el Pueblo, ha sido reconocido a nivel internacional por su eficacia y bajo impacto ambiental”, afirmó Cardona.

“Esta Planta es modelo, nos ha escrito el Consejo Hondureño de la Empresa Privada (COHEP), autoridades de la Cámara de Comercio de Industria de Cortés (CCIC) porque quieren venir a ver la planta, ver cómo funciona y reproducirla en otros lugares de Honduras”.

La inversión de más de doce millones de lempiras en la planta “Agua Clara” refuerza el compromiso de mejorar la calidad de vida en San Francisco de Becerra.

La participación activa de la comunidad ha sido un pilar fundamental en este emprendimiento. Se capacitaron seis técnicos locales y se fortalecieron las Juntas de Agua Local para garantizar la sostenibilidad del proyecto y su correcto manejo a lo largo del tiempo.

Bienestar de la comunidad

Cardona reiteró la importancia de este proyecto para el bienestar de la comunidad: “La planta “Agua Clara” no solo garantiza el acceso a agua potable, sino también representa un impacto positivo en la economía y el medio ambiente, al reducir la dependencia de tratamientos costosos y disminuir los desechos químicos”.

La puesta en funcionamiento de la planta potabilizadora “Agua Clara” marca un avance fundamental en la búsqueda de soluciones innovadoras y sostenibles para los desafíos del suministro de agua en Honduras. La implementación de este modelo revolucionario no solo garantiza un suministro seguro de agua potable, sino que también resalta la importancia de estrategias eficientes y amigables con el medio ambiente en la resolución de problemáticas sociales y de salud pública. Este proyecto está orientado a atender una necesidad inmediata y establecer un precedente para el desarrollo futuro de soluciones que beneficien a comunidades vulnerables en todo el país.

La implementación del modelo innovador de la planta “Agua Clara” destaca la importancia de soluciones sostenibles y eficientes

El monitoreo continuo del funcionamiento de la planta y su impacto en la calidad del agua consumible garantizarán su eficacia y cumplimiento de los estándares internacionales. Además, se planea replicar este modelo en otros municipios utilizando fondos verdes, aprovechando su eficiencia y bajo costo.